Gestiona tu Tiempo

La expresión «no tengo tiempo» parece estar en boca de todos sin importar la edad, el género y el momento vital en el que están. Pues te revelaremos algo en lo que quizá no hayas caído: “No te falta tiempo, te sobran distracciones.”

En la actualidad, disponemos de multitud de herramientas que, en teoría, deberían ayudarnos a ser más productivos y hacernos la vida más fácil; entonces ¿por qué sientes que no consigues llegar a todo?

 

 

Cada persona percibe el tiempo desde un prisma diferente, depende del momento, la emoción que sienta y de una enorme variedad de circunstancias. Lo que sí es real es que el día tiene 24 horas para todos y tenemos que aprender a gestionar esa sensación de agobio y prisa permanentes.

Si de verdad deseas cambiar esa sofocante sensación es fundamental hacer un auto análisis honesto y comenzar a ordenar tus prioridades, observar cuánto tiempo real dedicas a lo que es prioritario e importante y cuánto tiempo se desvanece en entretenimiento vacío. Si no le dedicas la atención adecuada solo empeora.

Existen técnicas para gestionar el tiempo de un modo eficiente; son asequibles y sencillas pero requieren un periodo de aprendizaje y sobre todo disciplina y compromiso. Poniéndolas en práctica llegarás a ser capaz de gestionarlo incluso en cuando estás bajo presión.

En España aún predomina la idea de que muchas horas en el puesto de trabajo es sinónimo de responsabilidad y productividad. Por el contrario, el escenario existente presenta a trabajadores exhaustos que se distraen fácilmente con redes sociales, grupos de whatsapp y vídeos en internet consumiendo, estadísticamente, el 30% de la jornada laboral en distracciones. El cansancio nos hace perder tiempo y el acceso a tanta información procedente de la tecnología también genera un escape de atención importante.

Las consecuencias negativas de una gestión inconsciente de la jornada causan un impacto enorme en nuestra calidad de vida: flujo de trabajo ineficiente, pobreza en la calidad del trabajo, plazos perdidos, altos niveles de estrés, mala reputación profesional o incluso  una carrera estancada.

 

 

Encontrar equilibrio es la clave y también el reto, depende enteramente de ti y de la calidad de vida que quieras tener.

Para comenzar a hacerlo lo primero es ordenar tus metas y después realizar un seguimiento de tu gestión del tiempo actual, hazlo al menos durante una semana. La auto observación es fundamental para llegar a un buen diagnóstico y tomar conciencia de la gravedad del problema.

Una vez que tienes hecho este esquema, lo siguiente es buscar un buen método de gestión del tiempo, puede ser una guía escrita (hay mucha literatura útil) o, si es necesario, acude a un coach que te asesore; la inversión merecerá la pena.

Los beneficios del buen uso del tiempo son muy gratificantes.

  • Reducción del estrés
  • Más productividad y eficiencia
  • Sensación de equilibrio personal
  • Mejora de la calidad de vida en general
  • Una mejor reputación profesional
  • Más opciones para crecer profesionalmente
  • Mayor conciencia de lo que se hace
  • Incremento de oportunidades para alcanzar metas en la vida

Desde The Holistic Concept te animamos a realizar nuestros ejercicios de respiración y atención plena, también tenemos un programa dirigido a mejorar la concentración. Te ayudarán a centrar la mente, serenarte ante cualquier conflicto y a ser más productivo gestionando mejor tu tiempo.

«Descubre nuestra plataforma y comienza a cuidarte dentro y fuera del trabajo. Tu cuerpo y tu mente te lo agradecerán.”

Leave a comment